«Tenemos que reconstruir la provincia y el deber de reconciliar a su gente»

11 /12 / 2015

Al asumir por tercera vez como gobernador de Chubut, Mario Das Neves anunció una reforma constitucional que incluirá suprimir los fueros a los funcionarios públicos y una transformación del IAC por el manejo de las tierras.

Dijo que irá «a fondo» con la situación de Alpesca. Reclamó a la Justicia que se condene con la cárcel a los responsables en la causa Poseidón, donde se halló el mayor cargamento de droga en la historia de la provincia. Logró el compromiso del presidente Mauricio Macri para sostener el subsidio a la producción petrolera.

Pletórico de momentos emotivos por la inevitable referencia a «las dos batallas» que le tocó librar -la de su salud y la campaña electoral en inferioridad de condiciones- fue el discurso de Das Neves tras asumir su tercer mandato como gobernador. Llamó a «reconstruir la provincia y «reconciliar a su gente».

«La vida nos da y nos quita. Nos amiga con algunas cosas y nos enfrenta a otras», fue una de las frases elegidas por Das Neves en su discurso cargado de emotividad, no sólo por haber asumido su tercer mandato como gobernador, sino por la lucha por su salud que transitó de forma paralela a la campaña electoral. En ambas resultó exitoso.

Fue el propio Das Neves quien planteó el camino transitado en esos términos. «Son esas batallas en donde uno puede entregar las armas o levantarlas. Yo elegí levantarlas», reafirmó, para inmediatamente hacer un sentido reconocimiento a su familia por su acompañamiento, «al que se sumaron miles de chubutenses en ambas circunstancias» que, «afortunadamente han tenido un final acorde a mis expectativas».

La otra batalla a la que hizo referencia tuvo que ver con que «fui objeto de oscuras campañas elucubradas con una vorágine ruin que procuraba la confusión, el desánimo y la desconfianza».

Pero como corresponde a un discurso de asunción de un gobernador, habló de lo que viene porque a su entender «se inicia en el país el camino de un modelo distinto. Me atrevería a decir que totalmente opuesto al que perduró en el poder durante más de 12 años».

Y no dejó de subrayar que «Chubut también eligió un nuevo camino, aunque ya lo conocía después de ocho años de gestión» y «nos sentimos orgullos por eso».

Fue entonces donde avanzó con su consigna de la búsqueda de más diálogo y consensos en esta nueva etapa asumiendo que «entre todos tenemos que reconstruir la provincia. Y tenemos el deber de reconciliar a su gente».

«Sólo una sociedad integrada y reconciliada -continuó Das Neves- se sentirá mejor y estará en condiciones de cumplir con todos sus sueños».

ACOMPAÑAR A MACRI Y REGALIAS

No faltó en el mensaje del gobernador de Chubut, una mención especial al nuevo presidente de la Nación «deseando que el ingeniero Mauricio Macri pueda cumplir con todas las expectativas que evidentemente generó en el pueblo argentino».

Anticipó que «vamos a acompañar al nuevo Gobierno nacional, a su impronta, aportando todo que desde Chubut necesite». Pero dejó en claro que eso no implica renunciar a los intereses de la provincia «porque son los intereses de todos aquellos que debemos defender. Nos tendrá el Presidente a su lado cuando nos necesite», pero «no significa una sumisión».

Aprovechó Das Neves a anunciar que el nuevo Gobierno provincial retomará «los juicios que habíamos iniciado para recuperar entre otras cosas las regalías mal liquidadas y otros aportes que son de Chubut» y a los que renunció la gestión Buzzi pese a tener fallo favorable en primera instancia.

De todos modos retomó el mensaje de más diálogo indicando que «comienza una reconciliación en una sociedad que se percibía cada vez más partida».

HERENCIA, CONTINUIDAD Y REVISION

Tuvo espacio en su discurso al menos un mínimo reconocimiento a la gestión que culminó y dijo Das Neves: «No soy necio y si hay cosas que funcionaron bien, seguirán funcionando».

Eso sin dejar de lado que «será prioridad una reformulación de aquellas cosas que no han funcionado». Y aunque la transición no fue la deseada «no voy a mirar hacia atrás en este aspecto», pero también anticipó que algunos programas (como Casa Abierta) «no seguirán su curso por entenderlas acciones de demagogia vinculadas a los tiempos electorales».

Dejó un mensaje a los intendentes: «La última Casa Abierta que habrá será la de los municipios y comunas que ustedes conducen, porque así lo decidieron los ciudadanos de cada lugar».

LA NUEVA POLITICA

Si hay una definición que le cabe a Das Neves como a pocos en Chubut, es la de «hombre de la política» y «de la vieja escuela». Sin embargo, explicó que no le resulta difícil definir a los que suelen denominar «la nueva política».

Se trata simplemente «que haya medicamentos en los hospitales, que vuelvan a funcionar los centros de salud, que todos y cada uno de los chicos en edad escolar puedan estudiar, que haya menos inseguridad, que las familias puedan vivir en sus propias casas y que los jóvenes tengan las oportunidades que merecen», simplificó.

VIVIENDAS, OBRAS VIALES Y SALUD

Das Neves se dio tiempo para anuncios, destacándose «la construcción de 10.000 viviendas, lo que significan 2.500 por año» y un aumento «de casi el 30%» en relación a las ejecutadas en sus anteriores gestiones.

También refirió a la puesta en marcha de «un plan vial» con la ejecución no sólo de nuevas rutas y caminos sino el mejoramiento «de tramos que están prácticamente intransitables».

En materia de Salud, anticipó un nuevo plan provincial priorizando que los Centros de Salud «recuperen su eficacia y protagonismo» junto a la provisión de medicamentos en los hospitales. Y anticipó también que «revisaremos las contrataciones realizadas en relación a hospitales nuevos, ampliaciones y reparaciones para que en caso de no haberse cumplido con los compromisos, las obras se pongan en marcha».

Lo mismo dijo en relación a la obra pública y los servicios públicos en general en la provincia y anunció que a los Centros de Encuentro «convertidos algunos en monumentos a la desidia» se les dará «un destino útil para la sociedad».

JUICIOS POR JURADO

Otro de los anuncios formulados ayer por el flamante Gobernador, tuvo que ver con «la implementación del juicio por jurados», herramienta de la cual dijo «democratiza la administración de Justicia», además de considerarla como «un símbolo de la democracia participativa que mejorará la opinión que hoy la sociedad tiene de su Justicia».

También expresó que «reconoce al ciudadano» y que el juicio por jurados «debe realizarse en la provincia en donde se cometió el delito, es decir que quienes juzguen sean vecinos del lugar». En tanto y sobre la labor de la Justicia en sí en Chubut dijo que «debe cumplir su rol de manera independiente», aclarando que «una manera de poder cumplirlo es teniendo el suficiente presupuesto».

SEGURIDAD Y LUCHA CONTRA EL NARCOTRAFICO

«No queremos hacer de nuestra lucha contra este verdadero flagelo del mundo una cuestión marketinera de nuestro accionar», sostuvo el Gobernador al hacer referencia a la problemática de la inseguridad. Y dijo que atenderá la situación «sin la necesidad de realizar operativos grotescos de difusión».

Anunció además que tanto la delincuencia como el narcotráfico «serán de permanente atención de este Gobierno» y prometió: «no vamos a dejar la basura debajo de la alfombra». Sin descartar posibles a los Códigos «a favor de la gente honesta y no de quienes están fuera de la Ley».

.