entreslineas.com

Periodismo de verdad. Información en tres líneas

Correa: «La plata para la casa de Playa Unión y los dúplex me la dio Das Neves»

El ex funcionario habló y apuntó a lo más alto del gobierno provincial. Relativizó su participación en Dual Core y en Sepat, explicó que en la obra de los consultorios médicos de Mezeta Consulting «era un administrador» y se definió como «mano derecha» del exgobernador fallecido, Mario Das Neves. Natalia Mc Leod explicó que solo «prestó» el nombre para Dual Core, su hermana dejó entrever que le falsificaron la firma y Reinoso se quebró al decir que esta causa «le arruinó su vida política y social». Souza, Luthers y Gisande no declararon.

El testimonio de Diego Correa fue la atracción de la jornada en una sala repleta que cautivó la atención de fiscales, defensas, querellas, jueces y hasta de los propios imputados.
Correa se mostró tranquilo durante toda la audiencia y expuso durante casi media hora, limitándose a explicar que muchos de los fondos los aportó el exgobernador fallecido Mario Das Neves y a desligar de las acusaciones a gran parte de los imputados.

El discurso fue escueto, no explicó si los fondos eran lícitos, de dónde generaba un volumen elevado de ingresos, tampoco hubo referencias a las bolsas y mochilas con plata, no hubo mención a las contrataciones de las empresas con el Estado y tampoco a la adquisición del Hyundai H1.

Para justificar la adquisición de bienes entre 2011 y 2015 utilizó dos mecanismos: destacó el buen sueldo que le pagaba Das Neves y aclaró que parte de los bienes los compró con dinero del tres veces gobernador de Chubut.
«El sueldo que me pagaba triplicaba el de la administración pública», reconoció Correa, quien explicó que manejaba prácticamente la totalidad de los temas vinculados a Das Neves.

Sin vacilar, dijo que la plata para los terrenos en Playa Unión «me la dio Das Neves, al igual que la de los dúplex».
Argumentó que su aparición reiterada en V.S. Materiales pagando, «era porque la plata me la daba Das Neves. Pagaba lo de Das Neves y lo de mi casa de Playa».

Correa fue aún más directo: «Hubo oportunidades en las que Das Neves me dio euros, que fueron los que encontraron en mi camioneta», y agregó que en otras oportunidades «me daba plata en dólares».
En todo momento, el extitular de Unidad Gobernador, precisó que su expareja Natalia Mc Leod «nunca tuvo participación en las empresas». La posición de Daniela Souza fue totalmente antagónica a la de Mc Leod, ya que Correa la sindicó como la encargada y la mujer que llevaba adelante la empresa Dual Core. En torno al resto de los lotes, Correa puntualizó que los terrenos de Trelew y Lago Puelo «los compré yo» y aseguró que la adquisición fue pensada como «una inversión» porque «estaba la plata».

Sobre Sepat se limitó a relatar que fue creada bajo la premisa de que su excuñada, Giuliana Mc Leod y su hermano Darío Domingo Correa, tenían intenciones de mudarse a Trelew y de esta manera podían trabajar.

MANO DERECHA DE DAS NEVES
Correa dejó en claro en todo momento el rol clave que desempeñaba por su cercanía con Das Neves.
«Yo le pedía a Luthers que haga cosas particulares mías por la actividad que significaba estar al lado de un gobernador. Era la mano derecha del gobernador», graficó.
Justificó que esta cercanía con Das Neves lo llevó «a tener contacto con gente de toda la provincia, porque la persona que quería hablar con el gobernador, tenía que pasar por mí».

FIRMA FALSIFICADA
La excuñada de Correa, Giuliana Mc Leod, titular de la empresa Sepat S.R.L., brindó un testimonio corto, aunque dejó un dato que no había aparecido en la causa: le falsificaban la firma.
«Había documentos en blanco con la firma y mi nombre con la letra ‘jota’ y mi nombre es con la letra ‘ge’. Yo no firmé eso», denunció Giuliana Mc Leod.
Reconoció que cuando ella y su familia estaban al límite con la plata «Diego nos ayudaba», y explicó que Correa «me comentó si podía poner mi nombre en una sociedad. Al principio dudé, no me manejo en el tema empresarial y él me dijo que no habría inconvenientes».
«Tuve que ir a una escribanía a firmar un poder para Daniela Souza. Después me enteré que esa escribanía era la de Gatica», dijo y se defendió: «Sinceramente no sabía nada de todo esto. Por motivo de este juicio mi hijo está viviendo en Trelew y tiene 5 años».
Por su parte, Darío Domingo Correa explicó que vino desde Buenos Aires a Trelew «a firmar unos papeles» y subrayó que fue «por pedido de mi hermano».

«DESTROZARON MI VIDA POLITICA Y SOCIAL»
Rubén Darío Reinoso se mostró dolido y al borde de las lágrimas dijo que por haber firmado una nota «han destrozado toda mi vida política y social en esta causa».

El exdirector de Logística aseveró que durante todo el juicio «estuve esperando saber por qué me estaban juzgando» y apuntó contra la gestión del exgobernador Martín Buzzi por haber dejado las viviendas oficiales «en un muy mal estado». Recalcó que su trabajo «era firmar una nota para que se hagan los trabajos en las viviendas», porque «estaban en un estado desastroso».

Por su parte, el maestro mayor de obra Jorge Godoy, declaró en sintonía con Reinoso y casi suplicando expresó que «solo espero que termine esto cuanto antes, porque me ha llevado a una situación que no es esperada por personas que queremos hacer las cosas bien».

FIGUEROA: «NO TENIA PODER DE DECISION»
Sandro Figueroa tuvo un rol protagónico en la obra de los consultorios médicos en la calle Mitre de Rawson que desarrollaba la empresa Mezeta Consulting del contador Federico Gatica.

Indicó que de acuerdo a lo que le dijo Correa «la empresa estaba avalada por un grupo inversor de Trelew» y que su participación dentro de la obra «era la de ser el nexo entre los trabajadores y los dueños de Mezeta Consulting».
Asumió la responsabilidad sobre la utilización de un espacio perteneciente al gobierno provincial: «Me dio un espacio físico cerca de Casa de Gobierno. En ese momento me pareció normal y después con el juicio me enteré que era una oficina pública y que no tendría que haberla ocupado».
Figueroa dijo que «yo no tenía poder de decisión en lo absoluto» en la obra de los consultorios médicos.
«Esa fue toda mi participación. Hace un año y medio estoy detenido, tengo un hijo estudiando y mi situación económica quedó destruida», lamentó.

Fuente: Diario EL CHUBUT